# ¿CÓMO FELIPE CALDERÓN PERDIÓ AL PAN? | Diario Democracia en México... ¡ya!

¿CÓMO FELIPE CALDERÓN PERDIÓ AL PAN?

Antonio Limón López

Me sorprende que este capítulo histórico tan importante para el conocimiento de nuestra actualidad política sea ignorado casi por completo, y que por otra parte exista incomprensión de lo ocurrido por quienes participaron en estos eventos que condujeron a que Felipe Calderón... perdiera el control del PAN. No es una historia secreta, pero nunca ha sido contada, pues quienes pudieran relatarla a duras penas saben leer, menos escribir, y Felipe Calderón que podría hacerlo, por vergüenza, rabia e impotencia no quiere ni recordarla.

Como es sabido, en 2006 Felipe Calderón ganó la candidatura del PAN a Santiago Creel Miranda, el neo panista favorecido por el turulato presidente Vicente Fox Quesada, cuya mala imagen fue determinante para que Calderón barriera en la elección interna y con toda comodidad asumiera la candidatura. Eso en el PAN fue como Maná del Cielo, pues al fin un panista "auténtico" podría ganar la presidencia de México.

Felipe Calderón nació en el PAN, su padre Don Luís Calderón Vega fue uno de los fundadores del partido y si bien renunció a su militancia, Felipe y sus hermanos permanecieron fieles, pero ya como Presidente de México y una vez que sorteó la amenaza de López Obrador en 2007, inició su revancha contra todos los panistas “enemigos” o foxistas, en ese caso estaba Santiago Creel, que como Senador de partido inició su periodo el 1 de septiembre del 2006 y fue líder de los panistas en el Senado, pero dos años después, en 2008, Felipe Calderón removió a Manuel Espino de la presidencia del PAN, hasta lo expulsó tiempo después, para sustituirlo por uno de sus escolapios favoritos: Germán Martínez Cázares, y este de inmediato despidió a Santiago Creel e impuso a Gustavo Madero en el liderazgo panista del Senado, quien entonces era otro de sus favoritos.

En 2009, Felipe Calderón, mediante su lacayo Germán Martínez repartieron las candidaturas a dedazo, suspendiendo en casi toda la república las elecciones internas tradicionales en el PAN, salvo en unos cuantos distritos, ante la arremetida de los inconformes, entre ellos Javier Corral, Calderón se mantuvo firme y le negó la candidatura que quería en Chihuahua, y entonces Gustavo Madero actuó para anular a Javier Corral, y fue un colaborador muy eficaz, y siempre Gustavo Madero rindió buenas cuentas a Felipe Calderón. Ese año fue el primero en que el PAN se convirtió en una calca del PRI, donde imperaron los dedazos, las imposiciones y las candidaturas de unidad, y así fue también en los subsecuentes 2010, 2011 y 2012.

En diciembre del 2010, el PAN obtuvo pésimos resultados y Calderón creyó que eso se debía al dirigente de ese momento: César Nava, otro de los favoritos de Calderón, además César Nava dio regalos faraonescos a Patilú su novia, aun estando casado, como un departamento comprado en 25 millones de pesos, así que ya era hora de elegir a un nuevo presidente.

En ese momento Calderón ya no quería a otro de sus jóvenes seguidores, Germán Martínez, y César Nava fueron un fiasco, además de ineptos, presuntuosos, despilfarradores y con resultados pésimo, por lo que volteó a otros de sus favoritos, en este caso Roberto Gil Zuarth que de la nada Calderón lo llevó al PAN y de entrada lo hizo diputado federal plurinominal a dedazo, era muy joven, muy impaciente, muy impulsivo y presuntuoso y poco efectivo, y por otra parte Gustavo Madero, a quien consideraba igual o más leal, pero maduro, sobrino nieto de Francisco I Madero, y bastante efectivo para lograr éxitos en sus encomiendas.

Así, se fueron a la elección en el Consejo Nacional de diciembre del 2010. El Consejo era totalmente calderonista, y para lograr eso Felipe Calderón ideó y aplicó una serie de trampas, trucos y promesas falsas que dejaron fuera a todos los sospechosos de insumisión a su persona, todos los consejeros eran sus lacayos.

Contra lo acostumbrado, en esa histórica y vital sesión Felipe Calderón no dio “línea”, dejó que el Consejo Nacional decidiera libremente entre los dos candidatos, acaso porque creía que los dos le eran igualmente fieles, y que favorecer a uno, le significaría en consecuencia perder a un servidor y amigo, así que todo lo dejó a la libre decisión de los consejeros, y en cosa de pocos minutos Gustavo Madero aplastó a Roberto Gil Zuarth. No hubo necesidad de una segunda ronda, el tercer candidato Francisco Ramírez Acuña también se retiró. Gustavo Enrique Madero Muñoz triunfó, y sin saberlo Felipe Calderón fue derrotado por primera ocasión.... y para siempre.

Gustavo Madero no se ufanó del triunfo, sabía que Calderón controlaba  todavía al Consejo Nacional y que este podría desconocerlo y substituirlo en cualquier momento, así que armó su grupo anti Calderón en secreto, y para 2012 logró infiltrar a sus amigos en la Cámara de Diputados y esperó paciente, hasta que Felipe Calderón saliera de la presidencia y entonces sacó las garras y le volteó la cara.

Hasta 2013 Felipe Calderón se dio cuenta que ya carecía de poder en el PAN, pero tuvo que irse a Estados Unidos porque se lo ordenó Enrique Peña Nieto, era una condición para no investigar nada de su pasado en la administración federal y claro que se fue, en cuanto pudo hacer la maleta.

Gustavo Madero aprovechó la ausencia del ex presidente e hizo cambios a los estatutos del partido, y anuló a los calderonistas, en realidad fueron muy pocos, pues la mayoría al saber que el nuevo amo era Gustavo Madero, se arrodillaron ante él y escupieron la memoria de Felipe Calderón.

Felipe Calderón intentó recuperar al PAN en 2014, con Ernesto Cordero que fuera su candidato contra Josefina Vázquez Mota y que perdió la candidatura presidencial del 2012, pero de nueva cuenta volvió a perder, ahora contra Gustavo Madero que se reeligió en una elección celebrada en todo el país.

Inconforme, Felipe Calderón insistió, y regresó ese mismo 2014 para intentar que su esposa fuera diputada en 2015, ya no tenía otra persona de su absoluta confianza para la presidencia, así que recurrió a su señora esposa, lo hizo también con la intención de imitar a Josefina Vázquez Mota que ganó la candidatura presidencial del 2012 desde la Cámara de Diputados. De nueva cuenta todo estaba en manos de Gustavo Madero, que le pidió a Margarita que trajera actas de nacimiento, cartas de buena conducta, y rellenara formularios, que firmara promesas, y Margarita todo aceptó, pero el Comité Nacional a final de cuentas no aprobó su candidatura, fue una burla a la pobre mujer, Madero se disculpó diciéndole: “Yo voté por ti Margarita, pero fui el único”.

Era la derrota total, Felipe Calderón que inició los dedazos en el PAN, que impuso miles de candidatos desde gobernadores hasta regidores, no pudo lograr que su esposa fuera diputada federal, algo peor que humillante, peor que ofensivo, algo increíble.

Pero en 2016 Felipe Calderón inició la campaña para llevar a su esposa a la candidatura presidencial, no se contuvo en gastos, al menos un doscientos millones de pesos se fueron en la intentona, y sin embargo, Ricardo Anaya el nuevo amo del PAN, trató peor a la “señora de” Felipe Calderón, obligando a Margarita Zavala a renunciar al PAN. 

Por: Antonio Limón López


tw@AntonioLimon

Ir a Aquimero...

Compartir con Google Plus

Aviso de la Redacción

Diario Democracia en México... ¡ya! es tu medio por el cual, sin importar ideología política y sin censura, podrás expresar tus comentarios o bien, te publicamos en formato de columna de opinión tus conceptos o ideas. Todas las voces son bienvenidas. Contacto: @Democracia_mx
    Comentar con Blogger
    Comentar con Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario